En Andalucía: El gobierno PSOE-IU sólo provocará desmovilización, derrota y pesimismo

8 mayo, 2012

IU ningunea al movimiento estudiantil apoyando explícitamente el campus de excelencia en el pacto con el PSOE o pasa por encima de la lucha contra la reordenación-privatización encubierta de la administración pública andaluza.

IU mira a otro lado en el proceso masivo de privatización de servicios, extensión de la precariedad, externalización y subcontratación que la Junta de Andalucía ha desarrollado en los últimos años, proceso que el sindicalismo de base ha intentado frenar.

La salida a estos tres años de lucha no puede ser un gobierno socialiberal sino una estrategia de movilización y desobediencia civil continuada en el tiempo, desde donde construir una alternativa política. No hay espacios intermedios ni posibilidad de pacto social, una verdadera guerra social se ha lanzado contra l@s trabajador@s y l@s de abajo, el conflicto está abierto.


El gobierno de PSOE-IU sólo provocará desmovilización, derrota y pesimismo. Este gobierno, que cogestionará los futuros recortes, ahondará más en la desconfianza y en la despolitización de la clase trabajadora ante una nueva decepción de sus referencias. Y lo hará cuando necesitamos lo contrario: aumentar el nivel de discusión, combatitividad y participación de las gentes trabajadoras. Por eso, desde IZQUIERDA ANTICAPITALISTA (IA) llamamos a construir una oposición de izquierdas en la calle al gobierno de Rajoy y de Griñán desde ya.

Para los Anticapitalistas andaluces, la orientación de IU de cogobernar con el PSOE deja claro cuál es su prioridad. Antepone la gestión de las instituciones a la construcción de la movilización en la calle. No se puede estar en ambos lados. O se justifican y apoyan las medidas de la Junta, y por tanto se contiene la respuesta en la calle, o se construye ésta desde abajo y de forma unitaria.

La salida a estos tres años de lucha no puede ser un gobierno socialiberal sino una estrategia de movilización y desobediencia civil continuada en el tiempo, desde donde construir una alternativa política. No hay espacios intermedios ni posibilidad de pacto social, una verdadera guerra social se ha lanzado contra l@s trabajador@s y l@s de abajo, el conflicto está abierto.

NO HAY MARGEN DE NEGOCIACION NI CON RAJOY NI CON LA PATRONAL

IU da con esta entrada en el gobierno andaluz un discurso que desorientará aún más a toda la gente que participa de las resistencias cotidianas contra los ataques a los derechos conquistados. Ni siquiera sirve a las bases críticas del PSOE que han participado de las movilizaciones contra su propio gobierno. Aún más, cuando Cayo Lara en la víspera del 1º de mayo hablaba un pacto de estado por el empleo y se lo ofrecía a Rajoy vuelve a despistar y a desorientar a los millones de trabajadores y trabajadoras que se preparaban para tomar una vez más las calles.

No hay margen de negociación ni con la patronal ni con los gobiernos, y menos con Rajoy. Sólo desde la calle, con un discurso claro y coherente, haremos peligrar sus políticas y cuestionaremos sus instituciones y estaremos en condiciones de imponer una salida al sufrimiento de millones de trabajadores y trabajadoras asfixiad@s por el paro, los desahucios y la privación de derechos laborales, sociales y democráticos.

Así IU ningunea al movimiento estudiantil apoyando explícitamente el campus de excelencia en el pacto con el PSOE o pasa por encima de la lucha contra la reordenación-privatización encubierta-de la administración pública andaluza. IU mira a otro lado en el proceso masivo de privatización de servicios, extensión de la precariedad, externalización y subcontratación que la Junta de Andalucía ha desarrollado en los últimos años, proceso que el sindicalismo de base ha intentado frenar.

Ni siquiera en el estricto marco de competencias de la Comunidad Autónoma el acuerdo es capaz de arrancar avances contrastables y posibilistas como la reducción de los conciertos educativos y sanitarios con empresas y con la Iglesia católica.

CONSTRUIR UNA OPOSICIÓN DE IZQUIERDA

Con este discurso de IU se generan falsas expectativas que pueden desmovilizar a amplios sectores. Por esto, hay que construir desde ya la oposición de izquierdas a la austeridad de Madrid y la de Andalucía. No dejar que retorne el pesimismo ni la despolitización. Izquierda Anticapitalista, tomando en cuenta todo lo anterior, tomará la iniciativa en estas semanas de reunirse con toda la izquierda que quiere construir una alternativa independiente del socialiberalismo.

Con toda la izquierda que quiere coordinarse para seguir construyendo ese escudo social a partir de movilizaciones masivas, con un salto cualitativo en su organización y en sus métodos, como la necesaria huelga general rotatoria por sectores, con el objetivo de ir preparando una nueva Huelga General. Se trata de desobedecer las políticas injustas.

Es posible vencer, pero para ello es necesario otra izquierda y otra orientación. Por eso llamamos a construir una oposición de izquierdas en la calle al gobierno de Rajoy y de Griñán desde ya. Apelamos especialmente a la responsabilidad de la CUT.

También a la de los cientos de militantes del Partido Comunista de Andalucía que hoy son más fieles a una oposición frontal a este sistema depredador que a unas siglas y a su dirección. Apelamos a estos sectores para impulsar ese referente de izquierda combativa en la calle y para recuperar la legitimidad que sólo puede dar ahora la independencia de las siglas vinculadas al socialiberalismo y a los futuros recortes en Andalucía.

No Comments so far

Jump into a conversation

No Comments Yet!

You can be the one to start a conversation.

Deja un comentario