Las personas con discapacidad aprenderán por primera vez a bucear

11 marzo, 2013

Grupo AMÁS, atendiendo y cumpliendo con su visión de convertirse en referente dentro del mundo de la discapacidad, y el club de buceo Intraqua han firmado un acuerdo de colaboración para promover por primera vez la inclusión de las personas con discapacidad intelectual en el mundo del buceo.


•El club de buceo Intraqua y Grupo AMÁS firman un acuerdo de colaboración que persigue la inclusión de las personas con discapacidad intelectual en el entorno, así como promover la salud física y psicológica de los usuarios, profesionales y voluntarios

•El acuerdo se selló con un acto de presentación en la piscina del polideportivo de Móstoles, Villafontana, en el que participaron Santiago Martín, presidente de AFANDEM, David Valbuena de Intraqua y la concejala de Familia y Bienestar Social, Gema Zamorano

•En una primera fase, se realizarán iniciaciones al buceo en la piscina, y en una segunda estos bautizos se podrán llevar a cabo en el mar

Grupo AMÁS, atendiendo y cumpliendo con su visión de convertirse en referente dentro del mundo de la discapacidad, y el club de buceo Intraqua han firmado un acuerdo de colaboración para promover por primera vez la inclusión de las personas con discapacidad intelectual en el mundo del buceo. El convenio se selló ayer con un acto de presentación en la piscina del polideportivo Villafontana de Móstoles, en el que participaron Santiago Martín, presidente de AFANDEM –entidad miembro de Grupo AMÁS-, David Valbuena de Intraqua, y la concejala de Familia y Bienestar Social del consistorio mostoleño, Gema Zamorano.

“Con esta iniciativa Grupo AMÁS se reafirma en su apuesta por lograr la inclusión plena en la sociedad de las personas con discapacidad. El objetivo del acuerdo, en el que colabora el Ayuntamiento de Móstoles con la cesión de las instalaciones, es doble: por un lado, busca la inclusión de las personas con discapacidad intelectual en el entorno, y, por otro, promueve la salud física y psicológica de los usuarios, profesionales y voluntarios, trasladando los valores de la actividad deportiva al resto del entorno”, afirma Santiago Martín, presidente de la Asociación AFANDEM, entidad miembro de Grupo AMÁS.

Antes del comienzo, los profesionales de la entidad prestarán los apoyos metodológicos necesarios a los instructores de buceo para la adaptación de la actividad. Después se formará a un grupo de apoyo natural para prestar apoyo a las personas con discapacidad intelectual.

Tras el análisis y la detección de cuáles son aquellos participantes que tienen aptitudes y actitudes suficientes para el buceo -o que puedan adquirirlas-, se realizará la iniciación al buceo o bautizos de las personas con discapacidad, los profesionales y los voluntarios dentro de la piscina. Durante el bautizo, los participantes aprenderán a utilizar el equipo de buceo en agua poco profunda y recibirán una fácil y rápida introducción a todo lo que se necesita para explorar el mundo subacuático. En una segunda fase, las iniciaciones se harán en el mar o se desarrollarán cursos de buceo.

El convenio firmado con Intraqua está en vigor desde el pasado domingo y tendrá una vigencia de un año, prorrogable anualmente. Además, se hará extensivo a participar en este proyecto a Feaps y a entidades Feaps, con la posibilidad que ellos puedan firmar otro acuerdo.

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario