El Grupo Municipal Socialista exigirá la creación de una comisión política, además de la vía judicial, para esclarecer hasta el último detalle de la denuncia efectuada ayer por el alcalde de Leganés y dos de sus concejales

18 noviembre, 2011

“Cuando se demuestre la absoluta inocencia del ex concejal Miguel Fernández, exigiremos la dimisión de los dos concejales y del alcalde que ayer hicieron esta falsa y grave acusación ante los medios de comunicación” R. Gómez Montoya


El portavoz del Grupo Municipal Socialista, Rafael Gómez Montoya, ha declarado hoy en rueda de prensa su “solidaridad absoluta con el ex concejal de Obras Miguel Fernández Gil ante los ataques que recibió ayer con falsas acusaciones a raíz de una supuesta falsificación documental, y mi tranquilidad absoluta sobre el trabajo y la gestión que ha llevado a cabo en el Ayuntamiento durante los últimos 4 años”.

Resulta curioso que una vez más la concejala de obras, Beatriz Tejero, vuelva a salir a la palestra tras realizar una prueba caligráfica acusando a sus trabajadores en un asunto que ya está en manos de la justicia. Recordemos que Tejero aseguró que alguien robó de su bolso las respuestas que preparó para las preguntas que le hizo en el Pleno el Grupo de IU, y se lo envió a IU a través del correo interno del Ayuntamiento… a ver cómo acaba esa primera historia.

Ahora al parecer, ha aparecido un supuesto documento falsificado -y si está falsificado puede haber sido por cualquiera- en el que el problema principal parecen ser unos trazos en la supuesta firma de Miguel Fernández.

Estamos de acuerdo en que se denuncie y se investigue cualquier tipo de irregularidad, y de hecho votamos por ello en el Pleno, pero todo denunciante debe ser consciente de que las denuncias falsas son reversibles en su contra, y es muy fácil, a tres días de unas elecciones generales, lanzar falsas acusaciones contra un ex concejal socialista, que por otra parte es uno de los mejores y más entregados gestores que ha tenido nunca esta Casa Consistorial.

De hecho es el Grupo Municipal socialista el que va a exigir una comisión política para esclarecer hasta el último detalle sobre este asunto, así como las motivaciones de los denunciantes, llamando a declarar a cuantos testigos sea necesario.

Efectivamente, sólo hay un contrato a disposición de la administración, sobre todo por que sólo hay un contrato, aunque resulte redundante, otra cosa muy distinta son los pliegos, o los borradores de pliegos que puedan realizar los técnicos antes de que el definitivo sea aprobado. El documento sospechoso que ha encontrado al parecer la concejala podría tratarse de una de las decenas de borradores que suelen realizarse en la elaboración de un pliego, por tanto sin valor alguno a ningún efecto.

El PP lleva años en Leganés buscando irregularidades que no existen, pero ha llegado al gobierno en minoría y sigue intentando buscar fantasmas donde no los hay. El que se empeña en ver fantasmas acaba por verlos, pero el PP tiene por delante la gestión de una ciudad de casi 200.000 habitantes, tienen que ser conscientes de una vez de que deben dedicarse a esa gestión y no a buscar basura inexistente para lanzarla tres días antes de unas elecciones con muy mala fe, y a sabiendas de que su acusación, una vez más, y como no puede ser de otra forma, es falsa.

Gómez Montoya ha concluido señalando que “cuando se demuestre la absoluta inocencia del ex concejal Miguel Fernández, exigiremos la dimisión de los dos concejales y del alcalde que ayer hicieron esta falsa y grave acusación ante los medios de comunicación

No Comments so far

Jump into a conversation

No Comments Yet!

You can be the one to start a conversation.

Deja un comentario