Daniel Menéndez finaliza el rodaje de su primer largometraje

6 octubre, 2011

Tras once cortometrajes, la fulgurante carrera del joven director madrileño sufre un salto cualitativo con este thriller de ciencia ficción.


Miguel Lopott | Leganés (Madrid)



Sobre su propio guión, sin subvenciones pero con mucho
tesón y ganas, el director madrileño Daniel
Menéndez
acaba de finalizar su primer largometraje,
‘EL FENÓMENO DE EDWARD’. Tras once
cortometrajes, la fulgurante carrera de Daniel sufre un salto
cualitativo con este thriller de ciencia ficción.

La acción transcurre en un panorama de confusión a
nivel mundial. Un extraño suceso en el universo ha causado
graves desajustes; mientras, varias personas vivirán los
acontecimientos de una manera muy intensa, tanto los científicos
tratando de entender y solucionar una situación cuyas causas
escapan a la razón humana, como Cristopher, quien no sólo
tendrá un gran responsabilidad en este asunto, sino que su
vida cambiará radicalmente a causa de los acontecimientos y
su oscura dependencia de un extraño personaje, Edward,
siempre enmascarado sin revelar su autentica identidad. La relación
entre ambos será vital para la cruzada, y Cristopher deberá
renegar de su ansiada y aislada vida para involucrarse en el
acontecimiento del siglo.

En esta producción, el propio Daniel ha hecho de cámara
y montador en su ordenador Mac. Ha contado además con la
colaboración, entre otros, de la música del
compositor Javier Canalejo Mayoral
(ex-Blacksunbox), los efectos especiales de José
Miguel Zapata Rubio
(habitual colaborador de Álex
de la Iglesia
) y la presencia de actores de la consolidada
compañía de teatro Menecmos de
Leganés.

La idea…

En palabras del propio director, "todo empezó un
día en medio del rodaje de mi último y mejor corto,
‘La musa’. Estaba en un descanso del rodaje y me puse a escribir
otra cosa para cambiar de aires dando rienda suelta a mi
imaginación. De forma natural y con esa falta de
preocupación surgió algo muy inspirador. Pronto fue
el guión de un corto, pero me di cuenta de que era algo que
merecía mas duración, así que por qué
no "estirarlo". Era lo que me apetecía. Había
nacido el embrión de la película que justo acabamos
de rodar. Tuve una visión muy clara desde el principio,
quería rodar mi largo siendo joven, no quería dejar
pasar el tiempo en busca de financiación. Siendo realistas,
¿quién financiaría una película tan
arriesgada? Es más, ¿algún día tendré
financiación? No, probablemente. Así, obviando los
obstáculos y buscando sacar provecho de la adversidad me
puse manos a la obra con este proyecto. Me sentía capaz, con
ganas e ilusión. El planteamiento sería como si de
una sucesión de cortos se tratase. El reto era simplemente
lograr hacerla. Ahora después de más de un año
recogemos el fruto de un duro trabajo que en este momento
corresponde al público juzgar
".

Las dificultades…

"Como siempre, lo peor en este tipo de montajes, donde
dependemos de las colaboraciones ha sido planificar a las personas
y compatibilizar el rodaje con los compromisos profesionales de
todos
", reconoce Daniel Menéndez.
"Sin duda, viendo el resultado, el esfuerzo ha merecido la
pena. Entre estas colaboraciones, los lugares y decorados eran
nuestro pequeño infierno, así que había que
gorronear todo lo posible en sitios en los que conociéramos
gente (a la que desde aquí mostramos nuestra gratitud) y nos
pudieran, de alguna manera, "colar" con todo nuestro
equipo, poniendo a prueba la paciencia de muchos
".

Los buenos momentos…

Para el joven director madrileño, "el trabajo en
equipo ha sido de lo más gratificante y, en contra de lo que
es común, no hemos tenido ni un solo momento de tensión
(incluso lo echamos de menos), y eso después de tantos
planos y horas es una gran ventaja y desde luego una ayuda
".

Las expectativas…

"De cara al futuro, no he pensado que ocurrirá
con la película ni qué dirá la gente, sólo
me importa una cosa, que el resultado es bueno y eso nos parece a
mí y a mi equipo. Nos sentirnos compensados por nuestro
esfuerzo, por el objetivo cumplido y por la creencia de que el
largometraje gustará. Un objetivo, por cierto, realizado
desde la autoproducción y en el que muy pocos organismos se
involucraron
".

Impacientes por ver el estreno de este filme, un paso más
en el recorrido por el séptimo arte de este gran director
que sin lugar a dudas dará mucho que hablar.





No Comments so far

Jump into a conversation

No Comments Yet!

You can be the one to start a conversation.

Deja un comentario