ULEG denuncia que las cuentas del ayuntamiento de Leganés no cuadran y sigue sin aprobarse el presupuesto

15 Febrero, 2011 0 comments

*A 15 de febrero de 2011 aún se desconoce la fecha del pleno en el que se aprobarían los presupuestos. Las irregularidades detectadas por la oposición, la gravísima crisis interna en el PSOE de Leganés y las tribulaciones procesales del concejal de Hacienda podrían estar detrás de este injustificado retraso.


*El 23 de marzo de 2010 se aprobó por la Junta de Gobierno local (punto 22) la contratación de un servicio a una empresa consultora para que elaborara, dado el incumpliendo de la Ley de Estabilidad Presupuestaria, el plan de saneamiento y económico- financiero del ayuntamiento de Leganés. Este plan, casi un año después, sigue oculto confirmando el acierto en las críticas vertidas por la oposición

*La edil de Recursos Humanos y presidenta de la Junta de La Fortuna, Julia Martín, comunicó el día 2 públicamente en un pleno y ante decenas de vecinos que los presupuestos se aprobarían el 10 de febrero. Una nueva mentira de este gobierno en descomposición que no se pone de acuerdo ni consigo mismo

La situación económica y presupuestaria del Ayuntamiento de Leganés es sólo un reflejo de la gestión de un gobierno local que hace aguas por todos los sitios: el PSOE de Leganés es un polvorín, sólo preocupado del “qué hay de lo mío”, el alcalde Montoya, instalado en el “Matrix” de la revista La Plaza y de Legacom, es incapaz de ver la herencia que deja en la ciudad: piscina Solagua destruida, escándalos de todo tipo, derroches suntuosos, corruptelas…, diversos concejales y cargos de confianza están acosados por la Justicia (caso Cuadrifolio o Facturas) y con unos socios de gobierno, IU, de los que no se fía desde la sesión de investidura que dio la alcaldía a la derecha y que cada vez que se mueven provocan un incendio político: privatización de la escuela de música, venta de suelo público para chalés de lujo, destrucción de la ermita de la Mora…

“Con este cóctel, no extraña que a día de hoy aún no se haya convocado un pleno para aprobar definitivamente los presupuestos municipales, la norma más importante para un ayuntamiento. Unos presupuestos que, por vergüenza, no se presentaron ni a la prensa, ni a las entidades vecinales y que metieron a hurtadillas en un pleno, a última hora, un 30 de diciembre, a su aprobación inicial”, señala el edil de ULEG, Carlos Delgado, quien añade, “el 25 de enero concluyó el plazo para las alegaciones a los presupuestos, por lo que no se entiende que más de 20 días después, sigamos sin saber cuándo se van a aprobar unos presupuestos que por otra parte están llenos de irregularidades, de trampas y de trucos y que el primero en no creérselos es el propio gobierno, que tiene metido oculto en un cajón el plan económico de saneamiento de la ciudad para no reconocer a los vecinos su fracaso como gestores y las acertadas críticas que durante estos años les ha hecho la oposición”.

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario