Carta abierta de Amnistía Internacional a la Ministra de Asuntos Exteriores y Cooperación de España sobre la situación en el Sáhara Occidental

22 noviembre, 2010

Amnistía Internacional insta al Gobierno a seguir insistiendo en la petición de una investigación independiente, exhaustiva e imparcial que aclare qué ha ocurrido en El Aaiún. La organización solicita al Gobierno español un papel más activo y que colabore en una solución a largo plazo, apoyando que la Misión de Naciones Unidas para el Sáhara Occidental incluya un componente de vigilancia de la situación de derechos humanos.


Estimada Doña Trinidad Jiménez:

Me pongo en contacto con usted para reiterarle las preocupaciones de Amnistía Internacional sobre la situación de derechos humanos en el Sáhara Occidental tras los últimos acontecimientos que han provocado la muerte de varias personas y heridas en muchas otras, durante el desmantelamiento del campamento de protesta situado cerca de El Aaiún. Le pido, como representante del Gobierno español, una mayor implicación por parte de su Gobierno en esta grave situación.

Le insto a que comparta estas preocupaciones con los representantes de la comunidad internacional, especialmente de la Unión Europea, con quien tendría previsto reunirse en los próximos días, y con los representantes del llamado Grupo de Amigos del Sáhara Occidental (compuesto por Francia, Rusia, España, Reino Unido y los Estados Unidos), para que la situación de los derechos humanos en esta región se convierta realmente en una prioridad internacional.

Amnistía Internacional muestra su enorme preocupación por las limitaciones que tanto medios de comunicación como representantes de organizaciones no gubernamentales (ONG), están teniendo para acceder a la zona e informar libremente sobre lo que realmente ha sucedido y está sucediendo en El Aaiún. El Gobierno español ha confirmado en los medios de comunicación que ha entablado conversaciones de alto nivel con Marruecos sobre esta cuestión. Confío en que estas conversaciones den sus frutos lo antes posible y tanto periodistas como representantes de las ONG puedan acceder a la zona sin restricciones.

El Gobierno español también ha hecho referencia en los medios de comunicación al compromiso adquirido por parte del Gobierno marroquí de investigar cualquier denuncia presentada por el Gobierno español y de poner a disposición de las autoridades españolas toda la información sobre estas investigaciones. Le solicito que transmita a las autoridades marroquíes las denuncias que están presentando testigos de la zona para que éstas se investiguen. También esperamos que estas investigaciones se lleven a cabo de forma inmediata, que sean totalmente imparciales e independientes para que, en el caso de que se hubieran cometido violaciones de derechos humanos, los responsables sean llevados ante la justicia. La participación de las Naciones Unidas en estas investigaciones serviría para aumentar sustancialmente la garantía de imparcialidad de éstas.

Finalmente, la magnitud de los hechos y las sospechas de que se podrían haber cometido violaciones de derechos humanos pone de relieve más que nunca la importancia de que la Misión de las Naciones Unidas para el Sáhara Occidental (MINURSO) incluya sin lugar a dudas un componente de derechos humanos en su mandato. Espero que el Gobierno español comparta estas preocupaciones y haga ver a la comunidad internacional que realmente son necesarios todos los esfuerzos para que este componente de derechos humanos sea incluido.

La organización lleva varios años alertando del deterioro de la situación de derechos humanos en la zona. El año pasado se produjo la expulsión arbitraria de la activista saharaui Aminatou Haidar, y antes las autoridades marroquíes pusieron en marcha medidas contra los defensores y defensoras saharauis de los derechos humanos y las personas que abogan por la libre determinación del pueblo de Sáhara Occidental. Actualmente, Amnistía Internacional también mantiene su preocupación por el encarcelamiento de varios presos de conciencia saharauis, detenidos únicamente por ejercer su derecho a expresarse pacíficamente.

Reciba un cordial saludo,

Esteban Beltrán
Director
Amnistía Internacional España

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario