Más de 80 organizaciones por la igualdad exigen al Gobierno rendir cuentas por la supresión del permiso de paternidad de cuatro semanas

30 septiembre, 2010

Madrid, 27 de septiembre de 2010 -. “Un atentado contra la democracia y la igualdad entre mujeres y hombres”. Así­ ha definido la Plataforma por Permisos Iguales e Intransferibles de Nacimiento y Adopción (PPIINA) la eliminación de la ampliación del permiso de paternidad a cuatro semanas en los Presupuestos Generales del Estado aprobados por el Consejo de Ministros, y que supone la suspensión de una ley aprobada por el Parlamento con entrada en vigor el 1 de enero de 2011.


La plataforma ciudadana, compuesta por más de ochenta organizaciones unidas para reivindicar la equiparación de los permisos por nacimiento y adopción de hombres y mujeres, ha publicado un comunicado en su página web http://www.igualeseintransferibles.org en el que denuncia que con este paso el ejecutivo de José Luis Rodrí­guez Zapatero deroga un derecho reconocido en una Ley que el Parlamento aprobó en octubre de 2009, eludiendo además cualquier debate público. Exigimos al Gobierno transparencia y rendimiento de cuentas ante la ciudadanía, señala Marí­a Pazos, portavoz de la PPIINA.

Una ley con un gran respaldo social

El 80% de los hombres han disfrutado del permiso de paternidad desde que lo pusiera en marcha en virtud de Ley de Igualdad aprobada en 2007. En diciembre de 2008 el Congreso dio un paso más instando al Gobierno, por unanimidad, a acelerar los trámites para su ampliación de 13 dí­as a cuatro semanas. Según el Barómetro del CIS de marzo de 2010, el 88´7% de las mujeres y el 88,5% de los hombres españoles se muestra muy de acuerdo o bastante de acuerdo con esta medida, lo que para Marí­a Pazos evidencia que el Gobierno está desoyendo el sentir de la ciudadanía.

La crisis es sólo una excusa para eliminar esta partida de los presupuestos, ya que es mínima y perfectamente abordable, señala Pazos al referirse al coste de 200 millones de euros que supondrá la ampliación del permiso de paternidad a cuatro semanas. Para Pazos su omisión es una prueba del cambio de rumbo del Gobierno, traducido en recortes generalizados en polí­tica social, y que afectan especialmente a las polí­ticas para la igualdad efectiva.

La PPIINA exige al Gobierno que explique las razones para eliminar esta partida en lugar de otras de impacto de género negativo como, por ejemplo, los 2.000 millones de euros de la Declaración Conjunta del IRPF. “Queremos saber por qué después de haber despilfarrado 1.200 millones al año en el cheque-bebé, descuida medidas como éstas que sí­ son efectivas y urgentes para evitar el suicidio demográfico”, afirma Pazos. La PPIINA exige al Gobierno que restablezca de inmediato la partida presupuestaria eliminada.

Además, la PPIINA continúa reivindicando que los permisos sean, para cada progenitor, iguales, intransferibles, remunerados al 100% y con la misma parte obligatoria. La plataforma defiende que solamente cuando los permisos sean iguales, el empresariado empezará a visualizar que contratar a un hombre es comparable a contratar a una mujer; los padres podrán asumir su 50% del cuidado, y los niños y niñas verán que son igualmente importantes para sus dos progenitores.

www.igualeseintransferibles.org

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario