Gaza: El envío de municiones estadounidenses a Israel exige un embargo de armas completo

16 enero, 2009

Leganés.- Hace falta con urgencia un embargo de armas completo para todas las partes implicadas en el conflicto de Gaza, a fin de impedir nuevos ataques ilegítimos y otras violaciones del derecho internacional. Hasta la fecha, han perdido la vida en Gaza al menos 900 palestinos, más de un tercio de ellos civiles, incluidos 200 niños. El número de civiles fallecidos sigue aumentando y hay más municiones estadounidenses en ruta hacia la región.


“Lo último que hace falta ahora son más armas y municiones en la región, que ya está repleta de armas cuyo uso vulnera el derecho internacional y está teniendo un efecto devastador en la población civil de Gaza”, ha declarado Malcolm Smart, director del Programa de Oriente Medio y Norte de África.

Amnistía Internacional considera que el Consejo de Seguridad de la ONU debe actuar ya e imponer un embargo de armas inmediato y exhaustivo a todas las partes del conflicto de Gaza con el fin de impedir cualquier nueva entrega de armas a las partes combatientes.

“Sabemos que el Wehr Elbe, barco carguero de propiedad alemana, salióde Estados Unidos el 20 de diciembre de 2008 con una gran remesa —989 contenedores— de explosivos de alta potencia y otras municiones —ha afirmado Malcolm Smart—. Contratado y ahora legalmente controlado por el Mando Militar estadounidense de Transporte Marítimo, su destino es el puerto israelí de Ashdod vía Grecia, aunque su última posición de la que se tiene noticia indica que podría haber cambiado de ruta.”

El 31 de diciembre, cuatro días después del inicio de los actuales ataques de Israel contra objetivos en Gaza, el Pentágono autorizó la licitación de otros dos envíos de armas, en total 325 contenedores de municiones estadounidenses. Ambas remesas iban a ser enviadas a Ashdod (Israel) desde Astakos (Grecia), pero, según los datos que facilitó el Mando Militar estadounidense de Transporte Marítimo a Amnistía Internacional, esa licitación ha sido cancelada. La documentación de las licitaciones muestra que estos envíos contienen fósforo blanco, conocido por su capacidad para causar quemaduras graves y un arma indiscriminada cuando se lo hace estallar en el aire en áreas civiles densamente pobladas, como al parecer se está haciendo ahora en Gaza. El Departamento de Defensa estadounidense dice que está estudiando otros medios para enviar las municiones a un arsenal estadounidense en Israel. Existe un acuerdo entre Estados Unidos e Israel que permite el almacenamiento de municiones estadounidenses en Israel para su transferencia a la Fuerzas de Defensa de Israel en caso de “emergencia.”

“El gobierno de Estados Unidos no debería seguir adelante con estos envíos de armas a Israel ni con cualesquiera otros, y ni el gobierno de Grecia ni los de otros países deberían permitir el uso de sus puertos u otras instalaciones para transportar armas a Israel o a los demás bandos de este conflicto.”

“La situación de la población civil de Gaza se ha hecho cada vez más desesperada en los seis días que han transcurrido desde que el Consejo de Seguridad pidió de forma casi unánime un alto el fuego, petición a la que se ha hecho caso omiso —ha declarado Malcolm Smart—. Las fuerzas israelíes siguen realizando ataques ilegítimos, incluidos ataques desproporcionados, y se las acusa de utilizar armas que, como el fósforo blanco, representan un peligro inaceptable para la población civil cuando se despliegan en zonas densamente pobladas. Mientras tanto, Hamás y otros grupos armados palestinos persisten en el lanzamiento indiscriminado de cohetes contra áreas civiles de Israel.”

“Además de las armas de fabricación nacional, las fuerzas israelíes están realizando ataques ilegítimos con armas y otros equipos militares extranjeros, suministrados principalmente por Estados Unidos, aunque también por otros países. Por otra parte, se están utilizando contra la población civil del sur de Israel cohetes y equipos para la fabricación de cohetes introducidos clandestinamente en Gaza desde Egipto”, ha añadido Malcolm Smart.

Hace falta un embargo de armas del Consejo de Seguridad, sobre todo para impedir que lleguen a ambos bandos nuevos envíos de armas, pero también para transmitir una señal firme a Israel y a Hamás de la determinación del Consejo de hacer respetar el derecho internacional. “El Consejo de Seguridad debe insistir en una rendición de cuentas completa por los crímenes de guerra y otras violaciones cometidas durante este conflicto— ha afirmado Malcolm Smart—. Esto significa la adopción de medidas para garantizar que las violaciones denunciadas se investigan de forma exhaustiva e imparcial, y que todas las personas a las que se halle responsables comparezcan ante la justicia en juicios celebrados con las debidas garantías.”

España, al margen de la ley

España ha vendido a Israel material de defensa y de doble uso por valor de casi 4’5 millones de euros entre enero de 2007 y junio de 2008. Y según las últimas estadísticas publicadas por el Gobierno, en el primer semestre del pasado año, más del 90% del material de defensa fue vendido a las Fuerzas Armadas israelíes, usuario final de las armas. Amnistía Internacional ha pedido al Gobierno español que suspenda de inmediato todas las transferencias de armamento a Israel, y que promueva que el Consejo de Seguridad adopte un exhaustivo embargo de armas a todas las partes en conflicto en Gaza.

Las transferencias de armas a Israel son contrarias a la Ley española de Comercio de Armas, aprobada en diciembre de 2007, que prohibe las exportaciones de armamento cuando existan indicios de que el material de defensa y los productos y tecnologías de doble uso “puedan ser empleados en acciones que perturben la paz, la estabilidad o la seguridad en un ámbito mundial o regional, puedan exacerbar tensiones o conflictos latentes, o puedan ser utilizados de manera contraria al respeto debido y la dignidad inherente al ser humano con fines de represión interna o en situaciones de violación de derechos humanos”.

Además, el Código de Conducta de la UE en materia de exportación de armas también prohibe transferencias si provocan o prolongan conflictos armados o agravan las tensiones o conflictos existentes en el país de destino, o si los receptores son países donde se violan los derechos humanos. El Ministro de Asuntos Exteriores hizo declaraciones a medios españoles, hace apenas unos días, asegurando que España cumple con el Código de Conducta de la UE sobre exportaciones de material de defensa.

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario