CCOO de Leganés sale de la cueva.

3 marzo, 2008

El viernes 29 de febrero se inauguraba el nuevo local de CCOO de Leganés, el acto fue muy emotivo pues el nuevo local lleva el nombre de Josefina, y las palabras que nos dirigió la compañera fueron entrañables, pues en pocos minutos nos hizo un recorrido por su vida, cargada toda ella de historias de lucha y resistencia.


Pero lo lamentable fue la ausencia en los discursos de los otros compañeros de algo de historia de este sindicato en Leganés.

Me dolió profundamente cuando dijeron que CCOO salía de la cueva y daba un gran salto con el nuevo local gracias al Ayuntamiento de Leganés.

Dudo, que el nuevo local, llegue a tener la vida sindical que tuvo “La Cueva”. Esa Cueva que fue comprada con el dinero de los afiliados y construida con las manos de los afiliados. ¿Cuántos fines de semana pasamos haciendo tabiques, poniendo suelos, pintando, etc…?

En esa cueva se organizaron cuatro huelgas generales y una gran batalla en defensa del transporte público y contra una brutal subida de tarifas.

Por esa cueva han pasado personalidades como el historiador norteamericano Howar Zhinn o el periodista belga Michel Collon entre otros muchos que participaron en conferencias y charlas que se realizaron durante estos años.

Las paredes de esa cueva rezuman sabiduría y dignidad como el mural del fondo del local de Novechento que siempre nos ha presidido y nos ha dado fuerza para luchar contra los planes de cada gobierno de turno que atacaban a los trabajadores, contra los dirigentes de turno del sindicato que en su día votaron para quitar a Marcelino Camacho como presidente del sindicato.

Si, una cueva, pero era nuestra cueva, la habíamos construido con nuestro dinero y con nuestras manos. Y con la misma dignidad e ilusión que habíamos construido nuestro espacio, lo disfrutamos y lo usamos para generar otra cultura, la cultura obrera, la de la solidaridad.
Bien nos conocían los empresarios, la policía y los esquiroles.
Las huelgas no eran solo de una empresa, allí estábamos todos para defenderla. Desde esa cueva también se luchó por el hospital y por la Universidad.

Soy consciente que en la lucha sindical y política hemos perdido muchas batallas, pero nunca nos podrán quitar la dignidad que nos dio fuerzas para resistir y no ser cooptados por este sistema criminal e injusto que es el Capital. Y como dice Marcelino, a los de la Cueva ni nos doblegaron, ni nos han domesticado.

Manuel Espinar.

2 de marzo de 2008

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario