11.000 personas secundan la manifestación en defensa del hospital Severo Ochoa, de Leganés.

15 febrero, 2008

Unas 11.000 personas, según fuentes policiales, secundaron en la tarde de ayer la manifestación en defensa del hospital Severo Ochoa, de Leganés, que recorrió una de las arterias principales del municipio para concluir frente al complejo hospitalario.


La manifestación -que duró algo más de una hora- realizó el recorrido de la avenida Fuenlabrada sin incidentes. La pancarta que encabezaba la marcha justificaba los motivos de la manifestación: “En defensa de la sanidad pública. Dimisiones políticas ya”. La marcha fue convocada para pedir al Gobierno regional la retirada de los expedientes abiertos a los médicos a raíz de la investigaciones por las presutnas sedaciones irregulares en el servicio de urgencias y la restitución de estos en sus puestos.

Detrás de ella, el ex coordinador de Urgencias del hospital cesado, Luis Montes, junto al alcalde, el socialista Rafael Gómez Montoya, y representantes de la Federación de Asociaciones de Vecinos, una de las entidades convocantes.

Entre los asistentes estaban el secretario general del Partido Socialista de Madrid (PSM), Tomás Gómez, diversos alcaldes de la zona Sur de la región -entre ellos Pedro Castro, alcalde de Getafe; Enrique Cascallana, primer edil de Alcorcón- y miembros de los sindicatos. Izquierda Unida estuvo también representada con la presencia de Carlos Penit, Raúl Calle y Ángel Pérez entre otros, mientras que el PSOE acudió la portavoz en la Asamblea, Maru Menéndez.

MÉDICOS

A todas estas personalidades hay que sumar la asistencia de los médicos cesados tras la explosión de este caso, hace ya tres años, así como la del doctor Montes, quien agradeció el apoyo prestado por los vecinos de Leganés durante todo este tiempo.

En este sentido, el secretario general del PSM reclamó a la presidenta de la Comunidad el cese del ex consejero de Sanidad, Manuel Lamela y del actual delegado regional en esta materia, Juan José Güemes. Además, volvió a reclamar a la presidenta regional, Esperanza Aguirre, que pidiese disculpas a los médicos del Severo Ochoa.

La manifestación concluyó frente al hospital, donde un representante vecinal leyó un comunicado en el que cargaba contra el Partido Popular por haber permitido “interpretaciones torticeras” con el fallo de la Audiencia Provincial de Madrid que ordenó el sobreseimiento del caso.

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario