El alcalde vengativo

23 agosto, 2007

EL ALCALDE VENGATIVO
Y EL GALLINERO POLÍTICO.

Cuando el actual alcalde fue propuesto por la FSM, como candidato, un sector muy importante de la Agrupación Socialista local, se opuso y solicitó hacer primarias en el partido, pero el influjo raeciano y de Simancas, lo impuso con el eterno dedo de aquellos tiempos antiguos.

Cuatro Concejales actuales de los que solicitaron primarias, una vez pasadas las elecciones y recuperada la alcaldía y por ende el gobierno local, tras 23 días de bochorno vergonzoso.
Montoya, en un acto de venganza política dejó sin delegación a estos cuatro concejales, mientras otros, y él mismo, ocupaban tres delegaciones cada uno.

Desde la pasada primavera en la que estuve varios días en sede parlamentaria haciendo propuestas de mejora a un proyecto de ley, representado a mi asociación profesional, me di cuenta de que todos los partidos políticos más que una jerarquía necesaria sufren de una alienación: “Proceso mediante el cual el individuo o una colectividad transforman su conciencia hasta hacerla contradictoria con lo que debía esperarse de su condición.” Que ya denunció Nietzsche en 1.880 aproximadamente. Ya ha llovido desde entonces y nos seguimos mojando. Y al punto me di cuenta que, cualquier político es menos libre que yo y por tanto más esclavo.

En lenguaje carabanchelero, que es el mío, me explicare mejor, metafóricamente estos políticos tienen un comportamiento de aves de corral, cada grupo político elige un gallo que se convierte en el portavoz general, y otros gallos menores como portavoces de comisiones.
Cuando debates con ellos, en sus salas parlamentarias, ciertas enmiendas, te das cuenta de ese pensamiento único tanto en el PSOE, PP e IU, y ves como ningún polluelo es capaz de razonar ante los afilados espolones del gallo.
Esto mismo pasa estos días con los socialistas navarros, donde el gallo de D. Pepiño Blanco deja a Puras (PSOE) y a Nafarroa Bai a la luna de Valencia, y vuelve a darse la alienación más brutal.
Ya lo decía Alfonso Guerra en 1983. “El que se mueva no sale en la foto” le marginamos, le expulsamos o lo dejamos sin delegación hasta que se aburra, lo mismo que en Leganés.

Es el dictado oculto de la democracia, yo no volveré a la Sede Parlamentaria Nacional, donde casi 400 polluelos se dejan llevar por las corrientes de las aguas turbias e interesadas de la Calle Ferraz en el caso del PSOE y de Génova en el PP, y media docena de gallineros diversos.
Cuando en los partidos políticos no hay debate interno, es que no hay democracia, y quienes no practican la democracia difícilmente pueden administrarla.
¡Quien se venga de sus camaradas compañeros, que hará con los vecinos que no navegan en su velero!
La Moción de Censura vino impuesta desde Madrid, Montoya y Calle fueron llevados casi de las orejas al registro por la Ministra Narbona (PSOE), y Marín (IU), venidos de la Granja madrileña a restañar el acuerdo aquellos días de junio tan tardíamente.

En fin la venganza es lo más contrario a la esperanza, y no porque rime, por que abre una herida eterna, que es nuestra herida, la de los vecinos también que nos vemos y nos veremos gobernados por este clima silencioso pero latente.

Tomás Gómez y Manolo Robles, arreglan el desaguisado y proponen dar delegaciones a los cuatro ediles, con posterioridad, pero el mal ya estaba hecho.
Y Rafa Montoya, nombra 30 Cargos de Confianza, en fin, un verano pepinero, tras una alcaldesa miedosa, con una”Guardia Praetoriana, en latín: praetoriani) era un equipo militar que servía de escolta a los emperadores romanos.”que para sí la hubiera querido Franco.

José Manuel García García (JOSMAN)

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario