Ecologistas en Acción piden al consejero de Medio Ambiente que sancione a los campos de golf que rieguen con agua potable

24 septiembre, 2005

Ecologistas en Acción ha solicitado al Consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, Mariano Zabía, que inspeccione los campos de golf de la región para determinar si están cumpliendo las condiciones de riego con agua reciclada establecidas por esa Consejería.


Igualmente, reclaman la apertura de expedientes sancionadores y cese de la actividad en los casos en los que se compruebe la utilización de agua potable para riego, bien sea de pozo o de la red de abastecimiento del Canal de Isabel II.

De acuerdo con la normativa de la Comunidad de Madrid, la construcción de campos de golf debe someterse obligatoriamente al procedimiento de Evaluación de Impacto Ambiental. En este proceso la Consejería de Medio Ambiente debe emitir un informe de impacto ambiental, que cuando es positivo lleva incluido una serie de condiciones vinculantes que deben ser cumplidas. Entre éstas se establece que el riego deberá hacerse con agua procedente de depuradora.

INCUMPLEN ESTE REQUISITO

Sin embargo –dice Ecologistas en Acción–, la mayor parte de los campos de golf de la región está incumpliendo con este requisito, lo que supone, de acuerdo a la Ley de Evaluación Ambiental una infracción muy grave. Las consecuencias de este tipo de infracciones pueden ser sancionadas con multas de entre 240.000 y 2.404.050 euros, suspensión parcial o total de la actividad durante un periodo no superior de cuatro años e, incluso cese definitivo de la actividad.

Una estrategia para eludir el riego con agua reciclada que siguen en la mayor parte de los campos de golf es solicitar la apertura de un pozo temporal para regar mientras se construyen las conducciones de agua desde la depuradora. Una vez abierto el pozo, se convierte en permanente. De esta manera se ahorran el coste del bombeo de agua desde la depuradora, la construcción de las conducciones y el pago al Canal de Isabel II por el consumo de agua reciclada.

El consumo de agua de un campo de golf es de 10.000 metros cúbicos por hectárea y año. En la Comunidad de Madrid existen 30 campos de golf, la mayoría de 18 hoyos, que tienen una superficie de entre 50-60 hectáreas. Esto supone que al año los campos de golf se “beben” entre 15 y 18 millones de metros cúbicos de agua.

No hay comentarios hasta ahora

Saltar a una CONVERSACIÓN

Sin comentarios

Puedes ser el primero en iniciar una conversación.

Deja un comentario